Palencia es una emoción:

03 enero 2016

España mañana será bolivariana

Tanto jugar con los votantes nos ha llevado a una España ingobernable. La desidia de Rajoy con la corrupción y la sucesión de malos candidatos del PSOE nos han llevado a unos complicados resultados electorales que no predicen nada bueno de nuestro futuro. Durante años unos y otros han encogido sus hombros sin importarles la opinión de los ciudadanos, han hecho caso omiso de las advertencias que los ciudadanos les íbamos dando y al final nos encontramos en manos de Nicolás Maduro.

Antes de que algún impaciente me recuerde que el PSOE también tiene su corrupción quizá sea necesario aclarar que a los votantes andaluces, los directamente afectados por ella, no les ha importado, lo han perdonado y asimilado. Algo muy a tener en cuenta cuando pensamos que sobre nosotros cae la decisión de elegir a los gobernantes… y si a ustedes les parece poco piensen que en Cataluña con Convergencia y Pujol pasa lo mismo. Si Convergencia pierde votantes no es por culpa del 3 % distraído… porque esos malnacidos que nos roban son, al fin y al cabo, nuestros malnacidos.

En el PP el dontacredismo de Rajoy, unido a la presencia casi continua de sus casos de corrupción en los medios (pregúntense por qué no pasa lo mismo con el PSOE) han terminado por arruinarle, con lo fácil que debería haber sido a Rajoy, viendo lo que estaba lloviendo, tomar los mandos del partido y oponerse frontalmente al latrocinio continuado y permanente. ¿O no podía por algún motivo?
Los medios de comunicación no son equilibrados, es claro, quizá ni tienen que serlo… Si Podemos ha llegado donde ha llegado es porque una cadena de derechas lo aupó y lo protegió dado que sacaba rendimiento publicitario a su presencia. Ver para creer. Aquel mismo Pablo Iglesias dice que hay que poner coto a los medios de comunicación privados porque defienden a sus dueños, los ricos. ¿No es esto reclamar la censura? Y sin embargo ahora no hay quien lo pare, puede comerse al PSOE y lo hará si nadie le para los pies.

Pero también lo ha apoyado el propio PSOE que ahora se ve perjudicado. Compromís y Podemos, que cuentan en Valencia con el apoyo socialista (esta es parte de la torpeza socialista, todo antes que un gobierno del PP) han superado al PSOE en las elecciones generales y ahora quieren ponerlo contra las cuerdas… El invento  bolivariano no puede ser condenado por el PSOE porque lo ha apoyado en diversos lugares. ¿Cómo critican a Pedro Sánchez quienes gobiernan con los neocomunistas en sus regiones o ayuntamientos?

Solo la claridad socialista, poniendo blanco sobre negro las influencias comunistas, bolivarianas y tercermundistas del partido de Pablo Iglesias podría señalar al votante las carencias democráticas de quienes inmediatamente antes de las elecciones defendían a dictadores, organizaban sus negocios y orientaban sus decretos. ¿Pero como criticar a sus propios socios? ¿Cómo criticar y desprestigiar a quienes has apoyado para gobernar o gobiernan contigo? ¿Cómo explicas la incoherencia?


El futuro es gobernar con ellos o dejarse comer por ellos. La torpeza socialista, empeñados en que cualquier cosa es mejor que el PP, ha alimentado a sus propios enemigos y le ha puesto en una situación de votos mínimos, a pesar de lo cual nadie ha dimitido, y en grave riesgo de desaparecer. Estamos en manos de Chávez y Maduro, con previsibles políticas que han llevado a su país a la ruina económica y a la dictadura en la que jueces nombrados ad hoc pretenden invalidar la victoria de la oposición. Los españoles, siempre ocupados en autodestruirse, pueden no tenerlo en cuenta, los votantes nunca harán caso al PP y el PSOE no puede advertirlo sin contradecirse… La trampa es certera, España mañana será bolivariana

Seguidores del blog

Otros blogs míos.