Palencia es una emoción:

29 noviembre 2015

La merma de España chabacana

Veo con asombro cómo los políticos se rebajan ante las televisiones. Les veo desfilar uno tras otro haciendo el panoli ante cámaras y micrófonos para venderse. España está muy mal, ellos lo saben y se ponen a su nivel. Se rebajan a su nivel.

Dicen que una vez le pidieron un autógrafo a Julio Anguita y él se negó, indignado, al grito de “yo no soy un artista”. Muy lejos de sentirme comunista no puedo menos que alabar el criterio ecléctico del profesor cordobés. Y sin embargo los políticos actuales, desde los de la casta a los de la caspa, se quieren convertir en vanas estrellas mediáticas para conseguir votos.

La ruina moral, ética y cultural de España es tal que ya no se ganan votos con un programa electoral o pregonándolo en mítines y entrevistas, en mercados populares o en paseos electorales por las plazas mayores de cada lugar. Aceptando que esos paseos por plazas y mercados populares son puro teatro y mercadotecnia, me parece una actuación menos degradante que ir a “El hormiguero” o al programa, se llame como se llame, de María Teresa Campos. O comentar un partido en la Cope.

La merma de España es la merma de calidad humana, de calidad democrática, de calidad cultural; la merma de España es convertir la política, que debe ser seria y rigurosa pues con ella nos jugamos el futuro, en espectáculo vacío, chusco y grosero.

Si al final resulta, que resulta, que tocar la guitarra, conducir un cochecito o pegar una divertida colleja a tu hijo dan votos y resultan importantes para que alguien favorezca o impida desahucios, suba o baje las pensiones, haya más o menos maestros y médicos es que España está muy mermada de calidad democrática, de cultura, de inteligencia. Si hacer el panoli sirve para que un impresentable se presente es que España merece ser el país de los licenciados camareros de Mc Donalds; si ser chabacano es electoralmente útil es que somos la España en la que Belén Esteban arrasaría electoralmente. Si ser populachero ayuda a ganar unas elecciones es que España se merece tener a miles de universitarios barriendo calles en Alemania.


La merma de España, la merma de la dignidad, la merma del sentido del ridículo nos lleva a tener unos políticos chabacanos, indignos y vulgares. Al nivel del pueblo al que representan.

Seguidores del blog

Otros blogs míos.