Palencia es una emoción:

17 septiembre 2012

El concierto económico catalán


Esto de la independencia fue siempre algo inmaterial, algo propio de los espíritus y no de los bolsillos. Nadie buscó la independencia por cuestiones económicas sino sentimentales. No me imagino a Viriato negociando con el enviado de Roma a cuánto le salía cuarto y mitad de independencia. Si por esa regla de tres fuera, Daoíz y Velarde se habrían tomado unas cañas con los gabachos y Agustina de Aragón habría puesto una oficina junto a la plaza del Pilar para negociar con Napoleón.

Pero en éstas llegó Artur Mas y le puso precio a Cataluña: “Si no me dais un concierto económico como el de los vascos os monto una independencia de tres pares, así que ya vais aflojando la pasta, españoles.” El problema es que este tipo de políticos nunca tiene bastante, hoy te chantajean con el concierto económico y mañana te ponen en un brete por el agua del Ebro que es un río catalán que nace en las castellanas tierras de Cantabria porque los catalanes nacen donde se les pone. Nunca se frenan: ahí tienen a los nacionalistas vascos presionando más allá del concierto, dejando la independencia para otro momento más conveniente, que ahora toca hablar de las pelas del IVA.

El problema es que el PP siempre anduvo meneándole las enaguas a CiU hablando catalán en la intimidad cuando le convino a Aznar. Y el PSOE ni siquiera tiene partido en Cataluña y ha dejado sus decisiones a otro partido, supuestamente hermano, que dio tipos como Pasqual Maragall, más próximo a planteamientos de Esquerra que del PSOE.

Estos partidos, que dicen ser nuestros defensores y amantísimos protectores, están, estarán, es sólo cuestión de tiempo, a un canto de un duro de ceder a cualquier presión con tal de que les dejen gobernar los despojos que vayan quedando. Si llevan casi 40 años haciéndolo ¿por qué íbamos a esperar otra cosa? Y esas cesiones, recuerden que siempre hablamos de dinero puro y duro, las va a pagar usted, estimado lector.

Usted, que tiene la dudosa fortuna de vivir en una comunidad de segunda clase para que no hiciese sombra a las “históricas”; usted que no vive en Castilla, sino en Castilla y León, o Madrid, o Castilla-La Mancha para que CiU votase afirmativamente la Constitución; usted que no tiene AVE o que lo va a tener más lento, más inseguro y más incómodo; usted, que está orgulloso de ser español; usted, que se aguanta con lo que le echen y no protesta “para no meterse en política”… usted, sí, usted, va a tener que conformarse con lo que otros diseñen y el PP y el PSOE traguen mansamente con tal de seguir mandando.

Ese concierto que Cataluña terminará por tener (¿por qué Castilla no puede tenerlo? ¿Quién es más histórica?) va a salir de sus bolsillos vía impuestos. Y a usted se lo venderán los grandes partidos como un gran avance y una enorme ventaja. Manda cataplines.

Seguidores del blog

Otros blogs míos.