Palencia es una emoción:

23 octubre 2012

Rubalcaba no es el problema


Aunque tampoco es la solución, claro. El problema es Zapatero, conste, y el enorme destrozo que causó a España y a su propio partido, ninguno de los dos levanta cabeza. Eso es lo primero que tienen que levantar los socialistas, que su partido deje de ser un partido de bibianas y pajines y vuelva a ser como en otros tiempos mejores un referente cultural.

Que gente sin preparar tomara decisiones tan graves ha llevado a España y su partido a ocupar un rincón en la historia en vez de presidirla. La responsabilidad es exclusivamente suya, el problema lo pagamos todos los españoles y los afiliados y simpatizantes del partido. La crisis debe encontrar una salida en nuevas ideas, en un renacimiento, en una vivificación, el PSOE debe salir de su postración tras las últimas elecciones generales, las gallegas y las vascas. Y aún quedan las catalanas. Debe el PSOE encontrar nuevas ideas que no pasen por quemar iglesias, por desposeer a los emprendedores ni creerse que la preparación de las masas debe ser igual… que los peores. Siempre las élites terminan por resultar imprescindibles. Debe encontrar una solución a un partido vulgar y de personajes vulgares y a una España de casquería televisiva de todo a cien. He ahí el problema socialista.

Pero que no echen sólo la culpa a la oposición de Rubalcaba, detrás de él, dispuestos a la sustitución en cuantito encuentren un hueco, están ojo avizor el inepto Tomás Gómez, desacreditado por su propios actos como alcalde, y Carme Chacón, dispuesta a someter a toda España a los dictados catalanistas del partido del que es militante selecta. ¿Y después de esto me dicen que la culpa es de Rubalcaba? Quizá, pero desde luego no sólo de él.

Seguidores del blog

Otros blogs míos.