Palencia es una emoción:

25 marzo 2015

Andalucía bolivariana

A pesar de ser conscientes de ser robados los andaluces han vuelto a elegir al PSOE. A pesar de ser conscientes de ser robados… por el PSOE andaluz, quiero decir. No hay mejor pueblo para ser pastoreado que el que no aprende de sus errores, que aquel que no le importa ser robado por sus propios dirigentes. Gobernados por el PSOE desde tiempos inmemoriales tienen lugares con un paro digno de Grecia y una Sanidad y un sistema educativo como Albania. Se me ocurre preguntarme si en ello nada tiene que ver los socialistas andaluces. Pues mucho ánimo, Andalucía, les habéis reelegido.

(Claro que si la  oposición al PSOE la hace el PP, apaga y vámonos. Si el PP es ya un partido descafeinado a nivel “estatal” (espero, amigos lectores, que aprecien la ironía) presentar a Moreno Bonilla a mandar sus legiones es esperar un cordero a la brasa de un muñeco de nieve, la inutilidad y el absurdo dados de la mano. Han recibido un aviso muy claro, van a ser sustituidos)

La libertad y la democracia han sido muy queridas siempre de la izquierda, de cierta  izquierda, al menos. No, no hablo de la libertad y la democracia de Venezuela o Cuba, a cuyos defensores los andaluces también han puesto en su Parlamento, sino de esa libertad y democracia que Felipe González va a defender contra el déspota venezolano. Esa libertad que los socialistas han defendido en tiempos de Franco, por la que muchos murieron. Sin embargo esa libertad y democracia también han sido boicoteadas por los mismos socialistas; nada más opuesto a la libertad, a la democracia, al respeto a los demás y sus ideas que aquellos socialistas que conciben el poder como un modus vivendi, aquellos que por encima de opciones políticas (las suyas y las de los demás) piensan que cualquier forma de ganar unas elecciones es buena, es justa, es plausible.

¿Libertad? ¿Democracia? ¡Qué más da! Todo sea por el poder, por mantenerse en el poder. Cueste lo que cueste, hasta la propia dignidad. ¿Cabe algo más indigno que Irene Sabalete, la dirigente socialista que estrujaba a sus empleados para que a cambio de su puesto de trabajo buscasen votos para el PSOE presionando a empresarios y vecinos? ¿Hay algo más indigno, más fascista, más comunista que mercadear con la libertad de los propios empleados? A pesar de que en 2012 les ordenaba dejar “un poquito aparte” su trabajo para buscar votos para el PSOE el partido ha mantenido la confianza en ella hasta estas elecciones, presentándola como candidata. Ah, se me olvidaba, acaba de ser detenida por el fraude de los cursos de formación. Casta, maldita casta. Socialista en este caso pero tanto monta.


El PSOE ha salido muy bien librado de Andalucía pero también corre el peligro de ser sustituido, de ser reemplazado. Estas actitudes sucias y antidemocráticas, esta falta de respeto a las reglas del juego, esta connivencia con la mafia de los ERES y otras corrupciones hace que este PSOE sea inviable. Quizá cueste más en Andalucía, pero entre ellos hay personajes que pertenecen a la casta más rechazable y criticable, más sucia y despreciable. Si el PP es casi irrecuperable el PSOE debe purificar sus estructuras, depurar sus filas eliminando cuanto de mafioso queda en él. O poco a poco serán borrados en las urnas.

Seguidores del blog

Otros blogs míos.